LocalesNoticias

Testimonio de médicos será usado en caso de incesto

COBB, Georgia.-

Tras denunciar a la policía que su hija había sido abusada sexualmente por su padrastro, una madre se llevó a la menor del condado Cobb, probablemente del país y ahora, la fiscalía no las encuentra.

Sin embargo, la madre le contó a los médicos que atendieron a su hija sobre el abuso y, que el abusador era Antonio Tapia Almanza de Powder Springs.

Esa última información no había sido aceptada como evidencia. Pero ahora, la Corte Suprema de Georgia revocó la decisión del Tribunal de Apelaciones de Georgia que no permitía usarla.

De acuerdo con la máxima corte del estado, Almanza fue arrestado el 28 de mayo de 2014, luego de que la niña le contara a su mamá que el sospechoso la había abusado en dos ocasiones, aproximadamente un año atrás, tocando su vagina e “introduciendo su pene en ella”.

La madre acudió a la policía a reportar el crimen y los oficiales le ordenaron llevar a su hija al Scottish Rite Children’s Healthcare of Atlanta para ser atendida. en donde la mujer se habría desahogado con el   médico de la sala de emergencias, diciendo que la niña había identificado a Almanza como el agresor.

También le contó lo ocurrido al pediatra de la niña.

Tras su desaparición e infructuosa búsqueda, los fiscales pidieron que el médico de emergencias y el pediatra pudieran testificar. Pero, tras una audiencia en octubre de 2016 el tribunal de primera instancia dijo que se permitía el testimonio de los médicos, pero solo el relato de la madre sobre los abusos, pero no la identificación del abusador.

Sin embargo, el juez Nels S.D. Peterson de la Corte Suprema de Georgia anuló este fallo.

Los cargos contra Almanza incluyen tres cargos de abuso sexual infantil, violación legal o statutory rape, dos cargos de incesto, agresión sexual agravada y abuso de menores con agravantes.

Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Inicio
Periódico
Mediakit
Contacto