NacionalNoticias

Revelan “propina” de $30.000 para callar a portero en edificio de Trump

(VOA) El portero de un edificio de Donald Trump en Nueva York recibió una “propina” de $30.000 por silencio de parte de la revista National Enquirer — la misma que pagó $150.000 a una conejita de Playboy que asegura haber tenido una relación con el magnate—, según revela la agencia Associated Press en un reportaje.

El pago al exportero Dino Sajudin, no había sido revelada hasta hoy, aunque fue hecho ocho meses antes que el de la modelo de Playboy, Karen McDougal. Pero como en el caso de la conejita, Sajudin firmó un contrato que le prohibe contar en público su historia.

Karen McDougal y Donald Trump

Según AP, Sajudin firmó un contrato “a perpetuidad” por los derechos a contar un rumor que oyó sobre la vida sexual de Trump —que el ahora presidente tuvo un hijo ilegítimo con una empleada de la Trump World Tower, un rascacielos que posee en Nueva York, cerca del edificio de Naciones Unidas.

La mujer en el centro del rumor sobre la paternidad de Trump, cuyo nombre no ha sido revelado, negó enfáticamente a la AP haber tenido ninguna relación con él.

“Pienso que todo esto es un invento”, dijo. “Creo que tiraron ese dinero”.

AP dice que no ha podido verificar el rumor.

El miércoles, la publicación hermana del EnquirerRadarOnline, publicó detalles del pago, pero afirmó que la revista, luego de investigar el relato durante cuatro semanas, llegó a la conclusión que no era cierto y por eso no lo publicó.

Por el contrario, cuatro empleados antiguos del Enquirer dijeron a la AP que sus editores les ordenaron parar el trabajo antes de terminar la investigación de las pistas con las que contaban.

El abogado personal del presidente, Michael Cohen, cuya oficina fue allanada esta semana por el FBI, confirmó a la AP que él discutió con la revista la historia de Sajudin, cuando estaba siendo investigada.

La similitud entre los arreglos del Enquirer con la conejita y el exportero genera nuevas interrogantes sobre el papel que la revista y el abogado Cohen pueden haber jugado para proteger la imagen de Trump durante la campaña.

Según The Washington Post, los agentes del FBI que allanaron la oficina y las residencias de Cohen estaban interesados específicamente en cualquier comunicación sobre la grabación de “Access Hollywood” que captó a Trump jactarse de que podía tocar inapropiadamente a las mujeres.

El equipo del fiscal especial Robert Mueller investiga también el pago de $130.000 dólares que hizo Cohen a la actriz porno Stormy Daniels.

El abogado de Cohen ha dicho que los allanamientos fueron “inapropiados e innecesarios”. El presidente dijo no haber sabido sobre el pago a Daniels.

 

Fuente
VOA
Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Inicio
Periódico
Mediakit
Contacto