LatinoaméricaNoticias

Fingió ser su hija de 11 años para pegar al hombre que la acosaba en WhatsApp

Un hombre argentino de 29 años acosó a una menor de 11 a través de WhatsApp, enviándole imágenes explícitas de contenido sexual e intentando que mintiera a su familia para quedar con ella en Buenos Aires. La niña decidió contarle la situación a su padre, Walter Martín Rodríguez, que decidió hacerse pasar por ella y continuar con la conversación por el servicio de mensajería instantánea para quedar con su acosador y darle una paliza. Su progenitor fue contando la situación a través de varias publicaciones en Facebook, donde difundió diversas imágenes de la vivienda donde supuestamente reside y del propio joven una vez que le encontró para pegarle.

 

Martín Rodríguez ha contado esta versión ante los medios de comunicación después de que se diera a conocer que la Justicia argentina le ha imputado por un delito de lesiones. El padre de la niña de 11 años también compartió en su muro de Facebook las capturas de pantalla con las conversaciones entre el acosador y la menor a través de WhatsApp. El hombre de 29 años, identificado como Germán Acosta, le había llegado a enviar fotos de su pene, pidiéndole a ella imágenes en ropa interior. Cuando la menor le dijo que era virgen, él le contestó “Qué bueno”. Según publica El País, ha sido imputado por un delito de acoso, aunque tanto el acosador como el padre de la niña están en libertad provisional.

“Yo declaré ante la Justicia, conté todo cómo fue, presenté las capturas de pantalla, lo que le mandaba a mi nena. No entiendo por qué lo dejaron suelto, una persona así no se merece estar suelto”, dijo Martín Rodríguez en declaraciones a TN Noticias. El padre de la niña acosada a través de WhatsApp reconoció que no pensó mucho lo que había hecho. “Yo le decía que tenía 11 años, la edad de mi hija y él me mandaba fotos de su miembro y me decía que no importaba que él iba a ser mi profesor y me iba a enseñar. Cualquier padre que se ponga en mi lugar hubiera hecho lo mismo”, dijo en una entrevista con Minuto Uno.

 

La Fiscalía Penal contravencional N° 15 por el momento no decretó medidas cautelares contra Acosta, que podría enfrentarse a una pena de entre seis meses a cuatro años de prisión, según la legislación argentina. El acoso sexual virtual a niños y adolescentes en este país es un grave problema, según denuncia la asociación Grooming Argentina. La entidad denuncia que este tipo de conductas “deliberadas por parte de un adulto” pretenden crear una conexión emocional con los menores para reducir sus inhibiciones, llegando en ocasiones al abuso sexual. “Está muy relacionado con la pederastia. El daño al niño tiene una dimensión inherentemente moral. El acto tiene que ver con la vulnerabilidad en los niños y sus derechos individuales. Es un proceso que puede durar semanas o meses, provocando daños en el aparato psíquico de la víctima”, denuncia Grooming Argentina, que trabaja en la prevención y la erradicación de estos casos y la asistencia integral a las víctimas.

Fuente; Hipertextual

Fuente
Hipertextual
Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Inicio
Periódico
Mediakit
Contacto