NacionalNoticias

La Casa Blanca utiliza el ataque de Nueva York contra los inmigrantes

Miami, Florida.- Apenas seis horas después de que un presunto terrorista hiriera a tres personas en el metro de Nueva York, la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Sanders, ha utilizado este atentado para reclamar una reforma legal que impida a los inmigrantes traer a Estados Unidos a sus familiares.

Según ha explicado en una conferencia de prensa, el presunto autor del ataque, Akayed Ullah, llegó al país gracias a este sistema de inmigración “familiar en cadena”, como lo califica la Casa Blanca. Sanders se ha negado a dar más detalles al respecto, pero ha insistido en la necesidad de una reforma migratoria integral, un aspecto que divide a un Congreso ya de por sí dividido y que está dificultando llegar a un acuerdo que salve de la deportación a los 800.000 soñadores.

Akayed Ullah, de 27 años, es originario de Bangladesh, un país que no está incluido en ninguno de los tres vetos migratorios instituidos por la Casa Blanca en lo que va de año. Preguntada sobre si este dato ha llevado al presidente, Donald Trump, ha plantearse la validez de esta polémica medida, Sanders ha evitado responder.

Akayed Ullah

Ullah llegó a Estados Unidos hace siete años empleando un visado F-4 destinado a aquellos ciudadanos con familia en el país. Vivía con sus padres y su hermano en el barrio de Brooklyn, y había trabajado como taxista.

Esta mañana ha hecho estallar una bomba aparentemente casera, construida a partir de instrucciones encontradas en Internet, en una céntrica parada de metro de Nueva York, cerca de Times Square. Tres personas han resultado heridas; el terrorista se encuentra hospitalizado y está hablando con la policía, según los agentes.

 

La Casa Blanca ha empleado este atentado políticamente como ya hizo con el anterior, que en octubre causó la muerte a ocho personas también en Nueva York. En esa ocasión, el terrorista había obtenido la residencia gracias a la lotería de diversidad; Trump cargó contra este sistema (que sortea 50.000 visados al año) pero también contra la “emigración en cadena”.

Trump respaldó en agosto una reforma migratoria para incentivar la llegada de extranjeros con alta formación educativa y profesional en detrimento de mano de obra poco cualificada. Este nuevo sistema limitaría además los visados a familiares de inmigrantes establecidos ya en el país y eliminaría la lotería de diversidad. El sistema de puntos valoraría, entre otros criterios, la edad, la educación, el nivel de inglés, si se tiene una oferta de trabajo y con qué sueldo, y otros méritos extraordinarios (una medalla olímpica o un premio Nobel). Lea aquí si usted cualificaría.

En octubre, la Casa Blanca envió al Congreso un listado de propuestas en el marco de la negociación para legalizar la situación de los soñadores que incluía, entre otras medidas, un recorte profundo del sistema de visados, la contratación de 10.000 nuevos agentes migratorios, y la construcción del muro en la frontera con México. “Este listado va mucho más allá de lo que resulta razonable, fracasa a la hora de intentar cualquier acuerdo”, respondieron los demócratas. Desde entonces, no se ha producido ningún avance real sobre los soñadores.

Fuente
Telemundo
Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Inicio
Periódico
Mediakit
Contacto