LocalesNoticias

Se busca desde el año 1999

ATLANTA, Georgia.- El Departamento Federal de Investigaciones FBI (Federal Bureau Investigation) por sus siglas en inglés, ofrece $10 mil dólares a quien proporcione información sobre un hombre prófugo respecto a un accidente aéreo mortal ocurrido en el año 1996; y durante décadas, Mauro Ociel Valenzuela-Reyes ha sido buscado por cargos relacionados con el incidente del avión de la compañía ValuJet donde 110 personas murieron al estrellarse en la zona del Parque Nacional Everglades en el estado de Florida.

El jueves 5 de abril los funcionarios del FBI anunciaron la nueva suma de la recompensa para cualquier información que conduzca al arresto del hombre hispano de 48 años, que ha evadido su captura desde el año 1999.

“Huyó antes del juicio” dijo la agente especial del FBI en Miami, Jacqueline Fruge, en una declaración escrita. Fruge ha sido la principal persona en llevar el caso desde que se suscitó el accidente y ha trabajado estrechamente con las familias de las víctimas.

El 11 de mayo de 1996, el vuelo 592 de ValuJet despegó del Aeropuerto Internacional de Miami con destino a la ciudad de Atlanta. Aproximadamente a los 10 minutos de vuelo, el piloto reportó un incendio en el área de carga. Cuando el avión regresó al aeropuerto para abordar el problema, se estrelló en el parque Everglades, dejando sin vida a todos los que estaban a bordo.

Las autoridades dijeron que 144 latas obsoletas del generador de oxígeno fueron retiradas de otro avión y colocadas en el vuelo 592. Esos recipientes habían sido listados incorrectamente como “vacíos” y no tenían los topes de seguridad requeridos, dijeron los investigadores. Al igual dieron a conocer que dichos contenedores son los que se encendieron en el área de carga del avión.
Los investigadores dijeron que Valenzuela-Reyes que trabajaba para SabreTech, el contratista de mantenimiento de la aerolínea, participó en el envasado de los recipientes y autorizó que fueran a bordo.

En 1999, un jurado federal dictaminó que SabreTech había permitido el transporte imprudente de materiales peligrosos y que no capacitó a sus empleados. Mientras que otros dos trabajadores de dicha empresa fueron absueltos de los cargos de conspiración y de mentir en los registros de reparación, Valenzuela Reyes se dio a la fuga, según los investigadores; éstos también dijeron que el prófugo de la justicia tiene conexiones en Atlanta, donde viven su ex esposa e hijos, así como nexos en la capital del país sudamericano de Chile, Santiago en donde tiene familia. Él puede estar usando un nombre falso desde entonces, dijo el FBI.

“Hemos tratado durante años de encontrarlo”, dijo Fruge. “Este caso me pone mal ya que lo he vivido y respirado durante muchos, muchos años”.
La agente encargada del expediente mencionó que el FBI espera que la nueva recompensa y la publicidad invertida tanto en carteles como en redes sociales finalmente ayude a dar con su localización y por ende su arresto.”Queremos darle de una vez por todas carpetazo a este caso”, concluyó.

Cualquier persona con información sobre el paradero de Mauro Ociel Valenzuela-Reyes debe contactar al FBI al número telefónico 800-225-5324.

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar